Registro

Sigue el blog por Email
Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.







 

 

 

Acidez vs alcalinidad
Por Laia Bárber

           Con la intención de eliminar uno de los cientos de miedos que la industria fomenta, esta información busca esclarecer el papel que juegan en las dietas y tendencias nutricionales la acidez y la alcalinidad.
El equilibrio en nuestro cuerpo se mide en el PH de nuestra sangre y tejidos. Los valores inferiores a 7 corresponden a los ácidos, los superiores a 7, a las sustancia alcalinas. Lo ideal es que consumamos 75% de alimentos alcalinos y 25% de ácidos, o sea, 3 x 1.

Acidez vs alcalinidad

Para mantener el balance ideal de PH en el organismo es necesario saber diferenciar los alimentos ácidos de los alcalinos. Es importante tener dos premisas presentes: a) El organismo produce células grasas para eliminar ácidos de nuestros órganos vitales; y b) Al otro lado del espectro, las levaduras y hongos en un organismo en el que la acidez predomina, proliferan y se alimentan de sus nutrientes privándonos de ellos.

Alimentos ácidos:
Los alimentos que producen acidez son las proteínas como el pescado, carnes, huevo y lácteos. Los alimentos procesados aumentan la acidez, así como los “alimentos blancos” (harinas, azúcares y lácteos). No existen hongos alcalinos, lo lamento, ni las morillas ni el alga ni la trufa. Las bebidas alcohólicas contienen levaduras que afectan el balance. El agua embotellada también es ácida. En las etiquetas nutricionales el ácido cítrico, la levadura, el vinagre y jarabe de maíz son fuente de acidez.

Alimentos alcalinos:
Los minerales que forman reacciones alcalinas en el cuerpo se encuentran principalmente en frutas y verduras. Los cereales menos acidificantes son el arroz integral, el amaranto (existe ya el harina de amaranto), el trigo sarraceno, maíz, quínoa, alpiste y cebada. Los pastos (de trigo y cebada), asi como la clorofila contienen sales alcalinas que controlan las levaduras, hongos y otras toxinas que proliferan en el organismo. También los germinados son alimentos biogenéticos que favorecen la alcalinidad.

Las emociones afectan directamente nuestra respiración dificultando la eliminación del dióxido de carbono al ritmo necesario. Si durante este proceso se nos ocurre comer un tamal o papas fritas con coca cola, el organismo tendrá doble trabajo, contrarrestar el ácido y deshacerse del dióxido de carbono a riesgo de desvielarse. Las agruras son una alarma que debemos aprender a evitar. Si arde es porque me encendí y perdí el control, si quema es porque no anticipé para apagar a tiempo… Así como filtramos lo que pensamos antes de hablar, debemos comer lo que nos hace bien no lo que se nos ofrece. Los sinergistas recomiendan combinar manzanas y semillas; cerveza y semillas; pan y ajo; queso y mostaza; chocolate y peras; leche de vaca y nuez moscada; vino y avellanas. La recomendación de este bimestre es combinar la prisa con una siesta de veinte minutos; las preocupaciones con un proyecto, la angustia con una lectura edificante.

 

Comentario:



Comentario:


Acidez vs alcalinidad
Nombre: Fecha: Comentario:
Ximena Aranalde 04/Ene/2014 Existe un suplemnto de cebada tierna que combinado con un agua alcalina nos ayuda a mantener el cuerpo en optimas condiciones, la calidad  de agua que consumimos tiene un gran efecto en el organismo, tener una agua alcalina y nutritiva  en casa con todos sus beneficios, está al alcance de todos, para mas detalles contáctame xaranalde@yahoo.com
  14/Ene/2015 Excelente estudio, gran información para aquellos que padecemos reflujo.

 

Laia Bárber, Todos los Derechos Reservados © México 2014, (Bimestre Enero-Febrero 2014).